MESOTERAPIA

La mesoterapia es un tratamiento que emplea la estimulación de la regeneración celular mediante la infiltración de diferentes activos para conseguir una piel más firme y elástica. Puede realizarse en el rostro para conseguir un aspecto rejuvenecido o en diversas zonas del cuerpo para remodelar la silueta y estilizar la figura. En el tratamiento de mesoterapia se suelen utilizar principios activos como el ácido hialurónico, el plasma rico en plaquetas o diversas vitaminas, los cuales se inyectan en la zona a tratar con agujas muy finas bajo anestesia tópica.

Preocupación por el cuerpo

¿En que consiste?

La técnica de la mesoterapia provoca la estimulación celular mediante un proceso doble: en primer lugar, el leve pinchazo que se realiza activa a las células y, por lo tanto, están más receptivas a las vitaminas o sustancias que entonces se inyectan para nutrirlas e hidratarlas. Este tratamiento es ambulatorio e indoloro. Ofrece unos resultados altamente satisfactorios para el paciente, ya que con una intervención mínima de pequeños pinchazos consigue cambios visibles en el estado de la piel.

Normalmente, para que el tratamiento sea completo se realizará entre siete y doce sesiones de 10 a 30 minutos cada una, dependiendo de las características individuales de cada paciente y de la zona a tratar. Así, el tratamiento de mesoterapia suele realizarse durante dos o tres semanas.